La biblioteca del Instituto Bíblico y Oriental que alberga 30.000 textos egipcios, cuneiformes en sumerio y acadio, revistas asiriológicas y textos sobre la ciudad de Mari del siglo XVII antes de Cristo.

Por un acuerdo con el Ayuntamiento, Cistierna (León) se convertirá en uno de los principales centros de estudios de Oriente del mundo, además de pasar a ser otra sede del Instituto Bíblico y Oriental.

Todo este fondo bibliográfico fue cedido al director del Instituto Bíblico y Oriental, Jesús García Recio, por los principales estudiosos del Oriente como Van Dijk, A. Finet, H. Bassin, André Finet o el profesor Grenier.